Motivos por los que “Parasite” Ganó el Oscar a la mejor película en la última entrega de los premios de la academia.

Esta Película del director surcoreano Bong Joon-ho fue galardonada como la mejor película en la última edición de los premios oscar. El filme Parasite es una sátira que refleja con crudeza e inteligencia, el resentimiento que existe en la sociedad por las diferencias de estratos sociales. Esta película se impone como la gran ganadora de los Oscar, por su forma única de narrar la historia de los parásitos de la sociedad.

¿Quién es el verdadero parásito de la sociedad el rico o el Pobre?

Esta es uno de las incógnitas que plantea esta película y que el director trato de plasmar a la hora de elegir el nombre. El director expresó que en el momento que tuvo que elegir un nombre para su proyecto le atrajo el nombre de Parásito porque es ambiguo.

Cosa que a los productores no les gusto, pero cuando Bong Joon-Bo les explico que le parecía el título ideal para la obra. Porque no solo el pobre es el parásito sino que el rico, que vive del dinero que pagan por sus servicios. De igual manera el rico es parásito del pobre porque construye su fortuna del trabajo duro de sus empleados y que sin ellos es incapaz hasta de prepararse un plato de comida. Los productores al escuchar esto aprobaron el nombre.

Esta película de fondo es una crítica social que muestra como una familia humilde y bastante holgazana se aprovecha de la inocencia de una pareja acaudalada, tejiendo una red de mentiras y engaños logra hacerse con los puestos domésticos y prestadores de servicios que requiere la familia.

Desde un profesor particular para su hija adolescente, hasta con el puesto del chofer del padre pasan a ser ocupado por un miembro distinto de esta familia humilde y resentida. Luego la trama se complica y todo empieza a salir mal.

Hay un dicho que dice que: “Dale una fortuna a un pobre y al poco tiempo volverá a ser pobre”, en cierta medida esto se ve en este filme. Justo en el momento en la familia de holgazanes empiezan a creer que todo ha cambiado a su favor, la vida y las malas decisiones los llevan a tocar fondo y la vida les muestra que no hay atajos para alcanzar el éxito, que solo se logra con trabajo duro y tomando buenas decisiones.